Andorra: La llegada

Andorra: La llegada

 

 

Autora; Vanesa Ruiz García

Empezaba vacaciones, 15 días, la primera quincena de septiembre, estaba decidido, hacer algo diferente, salir de Palamós, de Gerona, incluso de Cataluña. Hable con mi fisio, ella me aconsejó el país de Andorra, había un bus directo de Gerona, al otro país, no eran muchas horas, a la espera de la llegada de ese país...

Átemos todo, gracias a internet, también a Emmanuel que entiende de eso de comprar, encargar por ese medio. El día indicado, madruguemos, para coger el bus, que nos llevara a la capital. Aprovechemos para descansar en el trayecto. El bus que salía de Gerona, lo hacía a las 9.45, en una compañía que jamás había escuchado... Novatel, era un mini bus, su conductor, tenía pinta de terrorista, número uno, aun más cuando subimos al vehículo, y contemplar que éramos los únicos, después, más tarde, verifiquemos que no eramos sus únicas "victimas"...

1297786?profile=original

A las dos de la tarde ya estábamos en Andorra, pero no, en el hotel acordado, estaba lloviendo, las bajas temperaturas se notaban. Los de los apartamentos acordado, no nos cogía los teléfonos, allí nadie nos decía nada, nadie sabía nada... nos subimos a un bus, que nos supo explicar, nos supo indicar, donde el papel indicaba. A medida, que subíamos montaña, el frío aumentaba, la lluvia se congelaba dando paso a la nieve.... ¡al bajar estaba todo blanco, no solo eso, sino que nevaba en ese preciso momento!

 

1297835?profile=original

 

Encontremos los apartamentos solicitados, también las personas que se encargaban de ello... El piso era pequeño pero cómodo. Pasemos esa tarde observando y ordenándolo todo... Era ya oscuro cuando decidimos, salir para explorar ese territorio desconocido.... Ya hice bien de abrigarme como nunca, porque ese frío era algo insoportable...

Enviadme un correo electrónico cuando las personas hayan dejado sus comentarios –

Escritora y fan de las redes sociales gusta de escribir y buscar artículos que vale la pena conocer y compartir. Su gran discapacidad no ha sido impedimento para explorar las facetas de la vida.

¡Tienes que ser miembro de Revista Discover para agregar comentarios!

Unete Revista Discover

Carta a mi bebé a los 10 meses de nacida

Ufff si, no puedo evitar suspirar, al mirarte, y comprobar que diez meses ya han pasado, desde que llegaste al mundo, en este mes, como en la mayoría, no sobran las novedades.

Lo que no cambia desde casi tus seis meses, es…

Leer más…
Comentarios: 0