Anuncios

Artículos

Cómo purificar el hígado

Hay órganos que necesitan de más cuidado que otros, debiendo hacerle algunas veces tratamientos naturales que mejoren su funcionamiento, por su parte el hígado es un órgano muy importante que controla toda la actividad metabólica de los alimentos que consumimos, además de funcionar como un filtro para que nada malo le llegue a la sangre.

4 claves para depurar tu hígado

Es necesario depurar nuestro hígado una o dos veces por año y si aplicas estas recetas como buenos hábitos será mucho más efectivo y siempre tendrás un hígado saludable.

Consumo de agua: Esta es la principal fuente de depuración, el consumo de líquidos para hidratar y digerir mejor los alimentos que llegan al hígado. Esto también se puede acompañar con frutas que almacenan mucha agua, además que aporta otros nutrientes como la patilla y el melón.

Consumo de té: Principalmente el té verde, un gran antioxidante natural que además ayuda a controlar las grasas que tienden a acumularse en el hígado.

Infusiones de salvia: Una ingesta diaria de infusión de salvia es recomendada para ayudar a regenerar el hígado, lo ayuda a liberar el exceso de toxinas que puedan perjudicar al hígado y al resto del organismo.

Jugos: Jugo de remolacha añadiéndole zumo de limón protege al hígado o también el jugo de naranja que tiene propiedades antioxidantes, cumpliendo las funciones que hace el té verde al ayudar a eliminar las grasas, estas dos opciones son muy utilizadas cuando se hace una dieta para quemar grasas, aunque no elimina grasas directamente si contribuye a ello. NO olvidemos el efecto muy beneficioso del zumo de zanahoria (jugo de zanahoria), ya que además nos aportará vitamina A y betacarotenos, muy importantes protectores en nuestro organismo.

Mientras se tiene el objetivo de purificar el hígado debemos eliminar alimentos que le son perjudiciales como el café, excesos de bebidas alcohólicas, comidas chatarras y aquellas con alto contenido de grasas y sustitúyelos por los diferentes tipos de té, limonadas o tomar abundante agua, esto te lo agradecerá tu hígado y mejorará en gran medida tu salud.

Adicta al Internet y la información sobre todo lo que nos rodea y nos ayuda a ser mejor sin perder la oportunidad para sorprednernos. No dejes de perderte mis notas y si las compartes en tus redes sociales me harás muy feliz.