Anuncios

Artículos

Cómo saber si tu hígado está enfermo

Detectar cuando nuestro cuerpo anda mal no es demasiado difícil la mayoría de las veces, pero cuando se trata del hígado puede que sea un poco más complicado de lo normal. Las personas no suelen estar informadas acerca de cómo se comporta el hígado al momento de enfermarse, y es por eso que seguramente has llegado aquí. Hay ciertos puntos que deberás revisar acerca de tu propio comportamiento y el de tu cuerpo para poder sospechar de un hígado enfermo, ya que para saber a ciencia cierta si tu malestar proviene de este órgano, tendrás que visitar a un doctor especializado.

El hígado no solo se enferma debido a patologías o trastornos, llámese enfermedades comunes como hígado graso o esteatosis hepática, sino que también tiende a enfermarse debido a los malos hábitos alimenticios que poseen las personas, sobre todo en los tiempos actuales que el trabajo consume nuestras vidas y buscamos llenar nuestros estómagos con comida chatarra y rápida para evitar perder tiempo valioso en nuestros empleos. Lo que no tomamos en cuenta es todo el daño que hacemos a nuestro cuerpo ingiriendo dichas comidas, ya que poseen mucha grasa, que afecta gravemente a nuestro hígado; esto sumado a la ingesta regular de alcohol puede dañar seriamente el hígado. De ahí la importancia de purificar tu hígado naturalmente.

La función de nuestro hígado

 

Antes de seguir hablando de los alimentos dañinos para el hígado, debemos entender su función: La segregación de la bilis es una de sus funciones, y esta sustancia tiene como función propia disolver las grasas para que se puedan absorber. El hígado también se encarga de la desintoxicación y la lucha en contra de las infecciones; almacena vitaminas y energía para nuestro cuerpo. El hígado limpia la sangre y elimina las sustancias tóxicas. De ahí la importancia de cuidar este valioso órgano y de nutrirlo con alimentos buenos para el hígado

El consumir demasiados medicamentos, o llevar nuestro cuerpo a una sobredosis de esto podría desencadenar un mal funcionamiento del hígado. La obesidad también contribuye a esto, y uno de los trastornos más comunes en el hígado es el hígado graso, que es básicamente  una acumulación de ácidos grasos, además de triglicéridos en las células hepáticas. Además de los síntomas ligados a la hepatitis o la cirrosis, también existen otros síntomas que nos pueden indicar que nuestro hígado está enfermo, y aunque suene increíble, se refieren a nuestro estado de ánimo.

Cuando poseemos un hígado enfermo, solemos levantarnos sin energía durante las mañanas, sintiendo que realmente no descansamos nada; esto lleva a las personas e incluso doctores a relacionar la enfermedad con la fatiga crónica, y es por esto que es bastante peligroso poseer enfermedades del hígado. La tristeza y la depresión vienen luego de esto, ya que estando sin energía durante el día se empiezan a hacer presentes estas sensaciones, que nos llevan a un descenso de nuestro estado de ánimo. La pérdida de peso o la dificultad para perder peso, incluso con dietas rigurosas, suelen presentarse al momento de las enfermedades del hígado; aunque sean síntomas totalmente contrarios, forman parte de la enfermedad. Aquí hay excelentes técnicas para perder peso.

Es importante visitar regularmente a nuestro médico para asegurar que nuestro cuerpo siempre está sano. El objetivo de este artículo es únicamente informativo, y no recomendamos auto medicarse a ninguna persona, ya que solo los médicos están calificados para decidir si poseemos alguna enfermedad o no, y decidir cuál es el tratamiento que debemos seguir. También te recomendamos una lista de remedios naturales para el hígado siempre con la autorización de tu médico particular.

La Revista Discover es un sitio que publica contenido, artículos de actualidad y de interés con gran crecimiento en España y Latinoamérica para tí. No olvides dejar un comentario.