Anuncios

Artículos

Emily Moskalenko tiene apenas ocho años y eso es, tal vez, lo que más llama la atención, porque ella no es una niña común y corriente.

Desde siempre manifestó un marcado interés por las danzas, así que sus padres no dudaron un segundo en enviarla a clases de baile para que pudiera explayar a gusto su vocación. La sorpresa más grande tuvo lugar cuando todos se dieron cuenta de que Emily prefería el caño. Sí, el tan conocido pole dance (bailede barra, baile de tubo, etc.)

Sin embargo, pese a la mala fama que se le suele endilgar a este ritmo, hay que destacar que se precisa de una enorme destreza física para tener las terminaciones que Emily obtiene con cada una de las figuras que realiza, mientras se sostiene en el aire con sus delgados brazos.

Ella, entonces, decidida a mostrarle al mundo cuál es su mejor habilidad, sin ningún tipo de miedo, se dirigió a un famoso programa de talentos, en el cual logró dejar boquiabierto al público y al jurado, ya que, al verla a ella, al divisar a esta pequeña que ni siquiera alcanza los diez años, nadie pudo ser capaz de pensar mal, sino todo lo contrario ¡Reconocieron que se trata de arte fino y delicado!

Espero que mis notas te ayuden a sentirte bien y ser más feliz.