Blogs

Las Quasi-estrellas, o cuando un agujero negro se encuentra se encuentra en el interior de una estrella

Los físicos Francesco Pala y Andrea Ferrara han realizado la propuesta de un nuevo objeto teórico astronómico que es un tipo de estrella primitiva tan colosal que en lugar de tener un núcleo de fusión nuclear tiene un agujero negro. A continuación te explicamos como funciona esta aparente contradicción

Antes de continuar, necesitamos recordar como muere una estrella. Los astros tienen dos fuerzas contrapuestas: por un lado la gravedad que trata de comprimir a la estrella bajo su propio peso; por otro lado la radiación que trata de expulsar la materia de la estrella por la fusión nuclear. Una vez que este equilibrio se rompe comienza la muerte del astro.

Cuando el combustible se agota, es decir el hidrogeno de la estrella se ha fusionado en Helio, esta comienza a expandirse pues la fusión de este elemento produce aún más energía. En las estrellas 1.44 veces más pesadas que el Sol cuando se agota el Helio, se comienzan a crear átomos más pesados que liberan más energía hasta llegar al hierro. Alcanzado ese límite pueden ocurrir 2 cosas: 1) las capas superiores de la estrella masiva explotan en una supernova comprimiendo el núcleo para formar una estrella de quarks o de neutrones; 2) las capas superiores explotan y comprimen tanto el núcleo que se colapsa por su propio peso hasta reducirse a una singularidad o agujero negro. Dicho lo anterior en pocas palabras.

 

¿Cómo una estrella termina con un agujero negro?

Los investigadores suponen que en el universo temprano, una vez que pudieron formarse los primeros átomos de hidrogeno, las estrellas empezaron a surgir pero de un tamaño mucho mayor que el actualmente conocido. De hecho las supernovas de aquel tiempo puede que sean el origen de los agujeros negros galácticos e hipermasivos.

Se teoriza que cuando una protoestrella de 1000 soles de masa alcanza su masa crítica de fusión nuclear no ocurre el proceso usual de vida, sino que el núcleo se comprime bajo su peso y se convierte en un agujero negro. No obstante el consumo del agujero negro expulsa parte de la materia en un chorro caliente generando un brillo propio de una estrella. En realidad en quizá 7 millones de años el agujero negro termina devorando a las capas superiores de la estrella. El tamaño de esta estrella teórica es realmente descomunal, sí estuviera en el centro de nuestro sistema solar, el diámetro sería de 10 mil millones de kilómetros, llegaría a por lo menos la órbita de Neptuno o aún más con el brillo de una galaxia pequeña.


Lo cierto es que el Universoaún guarda muchas sorpresas por descubrir

Enviadme un correo electrónico cuando las personas hayan dejado sus comentarios –

Licenciado en Ciencias políticas e involucrado en el mundo de las actividades académicas y sociales. Actualmente realizando investigaciones y organización para distintos frentes sociales y proyectos para el desarrollo económico.

¡Tienes que ser miembro de Revista Discover para agregar comentarios!

Unete Revista Discover

Ultima acttividad

tingxie posted blog posts
ayer
tingxie ahora es miembro de Revista Discover
Lunes
Vane posted a blog post
Hoy, mediados de julio 29 semanas de embarazo, parece ayer cuando en febrero, nos anunciaron, el co…
Domingo
Miguel Escalona ahora es miembro de Revista Discover
Sábado
louisznap actualizó su perfil
Viernes
louisznap ahora es miembro de Revista Discover
Viernes
Carlos Perez posted blog posts
Viernes
Más...