Blogs

Un devotee es una persona que siente una particular atracción por personas con discapacidad, secuelas visibles de quemaduras, enfermedades o amputaciones. Pero aún existen más términos relacionados con las personas que se sienten de algún modo atraídas hacia las personas con discapacidad como descubriremos a continuación.

Debido a que estoy casado con una chica con un alto grado de discapacidad alguna vez me preguntaron si era un devotee. 

Definitivamente no lo soy, pero sentí la curiosidad de saber qué es un devotee y en qué se diferencia de un wannabe, de un pretender o de un admirer.

Es importante conocer estas definiciones y que cada quien formule sus conclusiones sobre las personas que sienten alguna atracción (atracción sexual, por supuesto) hacia las personas que viven con discapacidades y por ello articulan fantasías sobre la base de una atracción por la discapacidad (amputaciones, lesiones, paraplejías, parálisis cerebral, fracturas, secuelas de enfermedades, etc.). He agregado al artículo fotografías provenientes de diversos sitios devotee.

Sobre lo que es un devotee, wannabe, admirador o pretendiente ofrezcolassiguiente definiciones muy generales a partir de otros artículos pero que sirven como un punto de partida para esta cuestión:

-El devotee (devoto) en sentido estricto. Por razones absolutamente fuera de su control, presentan un interés casi obsesivo en mirar a las personas que padecen alguna discapacidad. Generalmente están muy avergonzados de sus sensaciones y acechan activamente a las personas con discapacidad física, pero lo hacen de una manera tan clandestina que raramente alguien se da cuenta de esta obsesión. Las personas devotees suelen coleccionan fotos, videos, libros y todo aquello que esté relacionado con el objeto de su deseo, es decir, por personas con discapacidad, quemaduras o amputaciones y claramente saben que nadie podría entender esa fascinación que sienten, pues hasta a ellos mismos les resulta desconcertante. Utilizan todo tipo de estrategias para poder fotografiar, filmar, cronometrar o simplemente observar a las personas con discapacidad en sus tareas cotidianas, pues es principalmente el movimiento dificultoso de los miembros y la manera en cómo se desenvuelve esa persona, con su limitación física lo que más le apasiona.

-Wannabe (Imitador). Para el wannabe (contracción de I want to be: “yo quiero ser”) pertenecer ocasionalmente y de manera ficticia a la comunidad con discapacidad, no es suficiente. Siente la necesidad abrumadora de ser una persona discapacitada. Para él su vida es nula e incompleta, a menos que sea un miembro de pleno derecho en dicha comunidad como persona discapacitada motriz. Existen paralelismos entre cómo se siente el wannabe y cómo se siente alguien con disforia del género, pues de hecho, tanto para el uno como para el otro la percepción que tienen, es la de estar en el cuerpo incorrecto. Su completud se logra solamente con la discapacidad elegida y buscada.

-Pretender (Pretendiente). El pretendiente o imitador es alguien que se siente atraído por “experimentar la discapacidad” de vez en cuando. Un pretender siente la necesidad de experimentar la forma de vida de una persona con discapacidad, aunque sólo tiene la necesidad de experimentarlo por sí mismo de vez en cuando. Puede llegar a comprarse muletas, bastones, e incluso silla de ruedas para poder realizar sus fantasías. Cuando queda satisfecho de la experiencia de tener limitaciones físicas o sensoriales guarda su silla de ruedas, se quita sus zapatos ortopédicos cuelga sus muletas –por ejemplo- y regresa a su vida cotidiana sin discapacidad.

Admirer (Admirador). Por último, el admirador coloca al individuo con discapacidad o limitaciones físicas, sensoriales, intelectuales o emocionales en un pedestal y ve en estas personas un modelo de admiración por su valor en la superación de sus deficiencias.

Por lo general intenta acercarse a las personas con discapacidad, a través de trabajos de tipo voluntariado o buscando ambientes donde se reúnen las personas del colectivo discapacidad. Buscan dedicarse a profesiones que tienen por objetivo las personas con discapacidad, como fisioterapeutas, rehabilitadores, cuidadores de personas en silla de ruedas por mencionar algunos trabajos.

Cabe aclarar que ni todas las personas quienes se dedican a las personas con discapacidad son admirers ni todos los admirers se dedican a estas actividades laborales. Por lo general aparecen como personas muy sensibilizadas, con espíritu altruista hacia las personas con deficiencias, limitaciones físicas, intelectuales o sensoriales, que sufren alguna minusvalía o discapacidad.

El admirador puede pasar ante las personas como una persona muy altruista y sensible con el tema de la discapacidad. Es natural que en su comunidad sea admirado a su vez por los miembros de la sociedad y por las personas a quienes se dedica.

Siente mucho interés por las películas, libros y fotografías que tratan el tema de la discapacidad. Si se le preguntara el contestaría que más que un voyeur de la discapacidad es más bien alguien que trata de estar informado y actualizado en estos temas. Lo entiende como la necesidad personal de saber cómo actuar ante las condiciones de vida de las personas con discapacidad y puede que el encuentre en esta actitud algo más científico que voyeur. Sería algo así como un observador de la discapacidad. Un admirador implicado dentro de la dinámica de la discapacidad en la sociedad.

La clave del asunto del admirer estaría en la frase: "Puede pasar como una persona sensibilizada y altruista" es la clave según yo. Sentir atracción por una discapacidad, quemaduras, amputaciones de otra persona, elaborar fantasías a partir de las secuelas visibles de enfermedades, accidentes o sentir obsesión por estas personas al grado de filmar, espiar, cronometrar a personas con discapacidad es una cuestión que me permito dejar a ustedes para la reflexión.

Por último agregar que "la mirada social condena estas conductas, dado que en la mayoría de los casos consideran a las personas con discapacidad casi ángeles, asexuados y sin ninguna manifestación sexual, por lo tanto muchos menos, si son objeto de deseo de otros”. Es importante destacar que estas señales visibles de una discapacidad (dispositivos, prótesis falta de brazos o piernas etc.,) son relacionadas por la demás gente con una falta de autonomía, limitación entre otros conceptos afines a la privación, falta de libertad, dependencia o control hacia la otra persona.

Las variantes sexuales son tan variadas y el objeto de erotismo y seducción tan diferentes que nos encontramos en un terreno pocas veces transitado. El descubrimiento de la existencia de personas con estas elecciones y/o preferencias, como la de los devotte surge a partir, fundamentalmente, de Internet. Si bien en la bibliografía médica, comenta el Dr. Richard Bruno en "Disability and Sexuality" existían desde el año 1800 reportes sobre casos de personas devotees, para un gran número de personas, su aparición se remite a los últimos años.”

Para muchos investigadores nos encontraríamos ante

"una parafilia, que aparece en los primeros años de vida hasta la adolescencia y que se observa en varones en un 20% más que en las mujeres y esto se observa en el testimonio de algunos devotee en los foros temáticos, si bien en algunos otros casos, podríamos decir que funcionan como seudoparafilias donde la gran mayoría de ellos no llegan a concretar sus fantasías a lo largo de toda su vida". (ibid)

Artículo escrito para Disgoo por Emmanuel Muñiz Alejandro

Todos los derechos reservados

Bibliografía:

  • Al parecer éste es el artículo original del que han surgido numerosas versiones: "Admirers, Devotees, Wannabes And Pretenders", https://sites.google.com/site/abasioinfo/Home/whatis, (16 de julio de 2012).
  • "Devotee y Wannabe: Marginales del Ciberespacio (Parte I)", Blog: SexoVida, (6 de julio de 2012).
  • Fragmento de la traducción original a la que recurrimos en: "Devotee y Wannabe: Marginales del Ciberespacio (Parte II)", (16 de julio de 2012).
Enviadme un correo electrónico cuando las personas hayan dejado sus comentarios –

Emmanuel Muñiz Alejandro es historiador, investigador y editor. Estudió en la Facultad de Filosofía y Letras de la UNAM, graduado con honores, en la Escuela Nacional de Música (ENM). Actualmente se dedica a tareas de investigación histórica, estudios de género, discapacidad y tecnologías de la información. Se encuentra realizando un Máster en Historia del Mediterráneo Antiguo en España.

¡Tienes que ser miembro de Revista Discover para agregar comentarios!

Unete Revista Discover

Comentarios

  • este es un tema de largooo debate como dice dark los comportamientos cambian, y si queremos ser vistos como personas SEXUADAS  creo k deberiamos ver aunque sea con cuidado a los devotees, un poco, considero lo mismo que dice dark amigos con derecho a roce sea o no disca, el tema es desenvolverse en la propia sexualidad de cada uno,

    abrazote chicos :)

This reply was deleted.

Ultima acttividad

Hector Verdejo ahora es miembro de Revista Discover
Hace 4 horas
Rosalia Fraga posted a blog post
Hace poco di una serie de recomendaciones y "trucos" empleados por mi que emplee en la decoración d…
Hace 12 horas
Montaña de 7 colores en 1 día.
¿Buscas una aventura de un día, después de tu viaje inolvidable a Ma…
Trek Camino Inca 2D/1N.
El tour Camino del Inca en 2 días y 1 noche te permitirá disfrutar de una d…
Paquete turistico Perú: Cusco, Machu picchu y Lago Titicaca.
Machu Picchu y el Lago Titicaca son do…
Cusco & Machu Picchu en 5 días.
Un tour a Cusco y Machu Picchu en familia durante 5 días es la opci…
Bereniz ahora es miembro de Revista Discover
ayer
https://factordetransferencia.org/4life/

así las cosas
Rodrigo Santos ahora es miembro de Revista Discover
Miércoles
Emmanuel Muñiz Alejandro replied to Javier Garcia's discussion Regalo picante para mi novia
"Soam no por favor. "
Martes
Emmanuel Muñiz Alejandro replied to Javi Gomez's discussion Todo lo que necesitas saber sobre el IVA de los autónomos
"Spam no por favor. "
Martes
Más...